La verdad, no contaba con escribir este artículo hoy, pero me he encontrado haciendo una selección de las mejores canciones de Muse para enseñárselas a un amigo y he aprovechado para escribir sobre lo que más me gusta: la múuuuusica.

Esta tarde hice un largo recorrido por su discografía, seleccionando las canciones más populares, pero intentando tocar toda su variedad de estilos. Y tras varias horas rememorando y escuchando, llegué otra vez a la misma conclusión:

Si tuviera que escuchar un grupo durante el resto de mi vida, sería Muse. Sin lugar a duda.

Es un grupo que abarca tantos estilos y matices, que nunca me aburriría.
Muse es rock, rock alternativo y hard rock. También hace pop-rock y en ocasiones roza el metal alternativo. Muse hace una música clásica increíble y tiene las pelotas de juntarla con dubstep. Muse puede hacer canciones dignas de cuentos de hadas o de la saga de James Bond. Muse hace funk y hace música electrónica. Y este año han hecho una canción de estilo renacentista. ¡Con jodidas voces dignas de un coro de música sacra!

Cuando los escuché por primera vez, fue como un flechazo. Quizá os haya pasado. Escuchas una canción, y algo se remueve dentro. No sabes si en el estomago, en el pecho o en el cerebro. Pero esa música tiene algo.

La primera vez fue con Time is running out. Y el fragmento que me enamoró fue la previa al coro, esa subida lastímera en la que Matt dice: “Bury it… I won’t let you bury it…”.

¿Sabéis ese momento en el que escuchas una melodía y se te ponen los pelos del brazo de punta? Pues sí. Ahí pasaba algo. Y no sé a vosotros, pero a mí hay muy pocas canciones que me hagan sentir algo la primera vez que las escucho.  Y Muse lo consiguió.

Así que sin más dilación y teniendo en cuenta que no hay casi ninguna canción de Muse que me disguste, os presento mis preferidas.
No siguen un orden en específico y la mayoría de los vídeos se corresponden con sus versiones de estudio, pero ya os adelanto que Muse es el mejor grupo que he escuchado en directo. En toda mi vida.

Time is running out (Rock alternativo)

Como os he dicho, esta canción fue la chispa que prendió la magia. No sé que tiene. Pero tiene.

Hysteria (Rock histericoalternativo)

Es un puto temazo, sin más. Para mí, una de las mejores líneas de bajo de la historia.

Starlight  (Starlight no es rock. Starlight es amor)

Simple, pero perfecta.

Plug in baby (Rock psicodélico)

Una de las canciones que un fan de Muse tiene que vivir en directo. Te partirá el cuello y los tobillos.

New born (Rock alternativo)

No sé que le pasa a esta canción. Sabe a magia con guitarras. También tiene lo que yo llamo el efecto “Destroy the spineless” (2:25). Es una frase de esta canción que coincide con un giro melódico-armónico brutal, tras 55 segundos de preparación rítmica incesante (del 1:30 al 2:25). Hay muchos de esos giros en la discografía de Muse. Y para mí son la vida. (Aunque para otros son un aburrimiento cansino y rallante)

Butterflies and Hurricanes (Rock alternativo con música clásica)

Tiene todo lo que amo de Muse. El rock alternativo, su sonido mágico, sus ritmos frenéticos, los brutales cambios melódicos, esas progresiones de acordes que te rellenan el alma y el piano. Ese puto interludio de piano <3.
Esta canción es la prueba de fuego. Si te gusta, te aseguro que amarás a Muse. Si te disgusta, será más difícil. Pero  indiferente no te va a dejar.

Knights of Cydonia (Rock futurista del lejano oeste) xDDD

Brutal y diferente. Vivirla en directo con 50.000 personas saltando al unísono te deja sin palabras. Y sin respiración.

Feeling Good (Rock alternativo versionando un clásico)

Poco hay que decir sobre esta archiconocida canción. Solo una cosa:

Lo siento Michael Bublé. No tienes nada que hacer ^^

Panic Station (Funk rock)

Muse es capaz de abarcar cualquier estilo, y por eso los amo.
Aprovecho la ocasión para presentaros a mi amor platónico. Por razones evidentes, y porque no hay nada más atractivo que ver a una chica siendo la puta ama en un instrumento dominado por hombres. Ay <3

Madness (Pop rock)

En esta me veo obligado a poner la versión en directo. Es mucho mejor. Miradlo en Full HD y escuchadlo con cascos, por favor.

La verdad, solo Muse es capaz de hacerme amar una canción que parece una hamburguesa rellena de pop. Y lo hace con tan solo añadir unas voces y más armonía. La canción es una castaña repetitiva hasta el minuto 2:46, pero después es jodido amor. Pocos momentos me emocionan más que ver a todo un estadio cantando “I need to love” mientras levantan su mano hacia Matthew Bellamy (3:48 en adelante).

Y no parezco ser el único. Alguien ha hecho una recopilación de los mejores “I need to love” (aunque sin la preparación previa no conmueve lo mismo).

Maravilloso xDDD

He decidido dividir este post en dos partes, ya que son muchas canciones y podría hacerse pesado. Si no las conocíais, id digiriéndolas. Y si ya lo hacíais, ponedlas de nuevo <3

Quizá no percibáis algunas de las sensaciones que describo, sobre todo si nunca habíais escuchado a Muse antes. Pero bueno, encontrad el momento y el estado de ánimo determinado y es probable que estos cracks os vuelen la cabeza.

El próximo día hablaré más sobre sus discos antiguos, sobre los nuevos y también de alguna joyita oculta.

Un saludo.